El poder de los blogs y Mafalda


Viendo que hasta Arsenio Escolar se refiere al éxito mafaldístico, vale la pena teorizar un poco -sólo un poquito- sobre el poder de los blogs. No deja de llamarme la atención el eco que tuvo la resolución legislativa que impulsamos con Pablo. Cientos de blogs registraron la movida para que Mafalda tuviera una placa en su casa de San Telmo.

Y el logro demuestra varias cosas. Algunas tienen que ver con los blogs, pero otras también con la participación ciudadana.

¿Qué nos enseña la movida blogger sobre Mafalda?

1) La más obvia, es el poder de los blogs para influir en algunas tomas de decisiones o marcar (mini)agendas. Ya hay políticos, directores de medios y periodistas que pispean en la blogósfera para "pulsar" qué opina ese grupúsculo de gente que habla de "postear" y otras yerbas.

2) También nos enseña que para imponer una idea y concretarla en acción pública -por mínima que sea- no siempre es necesario contar con fondos, con subsidios estatales, favores de políticos u otro tipo de sobornos.

3) Que la blogósfera reacciona más rápido que los medios tradicionales. Es cierto, que esto ya se sabe desde el 11-s, pero es bueno remarcarlo. No sólo por haber logrado la resolución legislativa sobre Mafalda, sino también por el registro del acontecimiento. A más de dos semanas, ningún medio tradicional publicó -ni se dio cuenta- de esta victoria blogger que permitirá señalizar una especie de monumento público de la historieta argentina. Sólo los blogs de la Argentina, Chile, Brasil, España, México y los Estados Unidos, entre otros países, han dado cuenta del hecho. ¿Clarín? ¿La Nación? Bien, gracias.

4) Un simple post puede generar nuevos espacios y nuevos ingresos. En aquella idea lanzada en octubre del 2005, proponía un circuito histórico sobre Mafalda, teniendo en cuenta que Quino se inspiró en San Telmo y varios de sus escenarios son reconocibles. Cuando lo escribí, pensaba en el balcón de Romeo y Julieta en Verona. ¿Habrá en dos o tres años un folleto para extranjeros con el "recorra los lugares donde vivió Mafalda en Buenos Aires"?

5) Hay cosas muchos más importantes por hacer para la humanidad, pero lograr la placa en la casa de Mafalda sirve también para probar que un blog puede sobreponerse -sobre todo en la Argentina- a su destino de ser un simple espacio para la queja.


Contacto

contacto

Archivo