Robo hormiga

Semanas después de aparecida la segunda edición del libro que escribimos con Álvarez Guerrero (Editorial Sudamericana -36 pesos), encontramos en una librería de usados de la calle Montevideo un ejemplar a ¡20 pesos!

El tipo que hubiese comprado El Coti en una librería de Corrientes y a la vuelta se hubiese topado con la librería de usado se sentiría estafado.

Cuando preguntamos en la editorial qué podría haber pasado, nos comentaron que luego de la Feria del Libro aparecen ejemplares de ediciones fresquitas en las góndolas de usados, gracias al robo hormiga. Parece que está estudiado que en la marea de lectores, un mínimo porcentaje de los visitantes es hurtador de libros, que luego revenden en los alrededores de la Avenida Corrientes. Lo cual no sería tan pecaminoso si lo justificaran con que la entrada a la Feria les pareció un robo y que sólo querían recuperar esos cinco pesos.

Gabriel García Márquez siempre cuenta que uno de sus mayores orgullos es estar primero en la lista de ranking de libros robados en las librerías de Nueva York. ¿Cómo habremos figurado en el top ten de libros robados en la Feria? El que encontramos, a 20 pesos, lo compramos para sacarlo de esa vidriera.


Contacto

contacto

Archivo