El poder embellece

Ya se había desmenuzado en el Bloc en junio pasado, cómo había mejorado su imagen el Presidente. Pero hoy Ámbito muestra a los Kirchner en estado puro, cuando llegaron en el 2003, y ahora tras una sucesiva chapa y pintura de ambos, pero en especial de ella. Algo está clarísimo: Néstor está más avejentado y Cristina luce espléndida, más allá de las siliconas, el colágeno, las extensiones capilares y alguna otra pavada que se ha hecho.


Contacto

contacto

Archivo