El oficialismo bobo (II)

Eduardo Aliverti es un gran locutor argentino. Y es columnista de Página/12. En los ochenta, Aliverti tenía un programa de radio donde su movilero era... ¡Jorge Lanata! Aliverti, al igual que José Pablo Feinmann, podría encabezar el oficialismo bobo al que ya se ha referido el Bloc. En una época, al igual que Neustadt, le gustaba decir "yo no hago periodismo de periodistas", cuando se le preguntaba sobre el medio.

Hoy, en Página/12 aclara que el gobierno no está enfrentado con la prensa. Es un enfoque interesante, divertido y pinta de cuerpo entero a Aliverti, quien llama "rata" a Carlos Menem (patear a los cadáveres políticos es divertidísimo). El columnista pasa por alto que gran parte de los periodistas que se lleva bien con el Gobierno lo hacen para mantener sus programas de cable mantenidos con la publicidad oficial. Tal vez Aliverti no ve televisión. Un extracto imperdible:

¿Con toda la prensa está enfrentado el Gobierno? De ningunísima manera. Esta pelea se reduce a los topetazos con la editorial Perfil, con la que es obvio que hay una animadversión personal del jefe de Estado; y a los producidos con el diario La Nación, con el que es igual de obvio que hay un encono, llamémosle, institucional/ideológico. Con el resto de las empresas de “raigambre” periodística y de colegas que gustan denominarse “independientes”, no se ven problemas. No, por lo menos, mayores que la discusión de los tiempos de la rata, o de Alfonsín, en torno de cuánta plata gira el Estado, y hacia dónde, en concepto de publicidad oficial. El tema pasa solamente por Perfil y La Nación, y no jodan más. No joda más ni el Gobierno, haciéndose la víctima de una campaña en contra y presuntamente generalizada de toda la prensa; ni jodan más esas dos empresas que se victimizan como atacadas hasta el punto de lamentar que está poniéndose en riesgo la salud de la República. No joda más ninguno.


Contacto

contacto

Archivo