La exclusiva que nadie quiere


En quince horas estará en la calle esta tapa de Noticias. Lanata, Castro y Magdalena fueron los tres periodistas citados como más creíbles en la encuesta de Fopea que se adelantó en el bloc.


Pese a ser los más reconocidos, ninguno de los tres tiene programa en la tevé abierta. Sólo Castro -el más creíble, según la encuesta- conduce su propio espacio en TN, el canal de Noticias de Clarín. Aún así, la mayoría de los 300 periodistas encuestados los destacó lejos del resto.


Tal como se predijo aquí mismo, los resultados del sondeo fueron ninguneados por los grandes medios, lugares donde trabajan buena parte de los periodistas más destacados que integran Fopea. Anoche ví el programa "Investigación Santoro", que conduce Daniel Santoro, titular de Fopea y periodista de Clarín. Al final, Santoro destacó que uno de las demandas que surgió de la encuesta fue la "creación de un código de ética para los periodistas", sin la intervención del Estado o algo así. Si ése era el fin superior del sondeo de Fopea nada bueno puede esperarse...


(Acabo de ir al sitio de Fopea para linkear aquí y me encuentro con esto)


Tras los pasos de la ética periodística


El Club Gente de Prensa –entidad que desde hace más de cuatro décadas congrega a periodistas de inspiración cristiana- y FOPEA –que reúne a 110 periodistas de todo el país-- invitan a una charla debate sobre la ética periodística y los instrumentos que podrían contribuir a mejorar su la calidad ética de la profesión


Expondrán Daniel Santoro, Cristina Pérez, Pablo Mendelevich y Néstor Sclauzero (presidente, secretaria y miembros de la Comisión Directiva de FOPEA respectivamente). Los periodistas comentarán además los resultados de un reciente estudio nacional sobre la situación de la profesión. Fue especialmente invitado el Dr. Bartolomé De Vedia, flamante presidente de la Academia Nacional de Periodismo.



¿Es necesario un código de ética periodística? ¿O sería mejor un código de dignidad periodística? Sería bueno que los integrantes de Fopea tuvieran su propio blog para que allí puedan expresarse sin temor a las represalias. Además, a diferencia de los programas de cable o radio, no deberán recurrir a organismos oficiales para ser auspiciados.





Contacto

contacto

Archivo