Perfil de Perfil


Un casco como éste se entregaba a cada visitante a la planta de Perfil, durante la fiesta del relanzamiento del diario. ¿Cuáles son las críticas y elogios al primer número de esta segunda época? Un análisis del diseño gráfico lo hace con mayor propiedad el blog visualmente. A primera vista, Perfil resulta abrumador. Aunque tiene formato de diario, por ahora resulta un gran revista en papel de diario, con múltiples suplementos como para repartir a cada integrante de la familia y quedarse uno con el cuerpo principal. Pero deberá disponer de tiempo para leer. Sólo la columna de Jorge Lanata ocupa dos páginas y media (media hora de lectura, por lo menos). Cada página de Perfil incluye nota, infografía, recuadro, foto color y destacados, llevando al extremo la tendencia de "arrevistamiento" de los diarios argentinos y extranjeros. Y tal vez peca en exceso en lo que podría ser una virtud. ¿Cuánto tiempo lleva leer toda la publicación? Vaya a saberse. Muchas veces, después de recorrer Clarín, Página o La Nación del domingo, se tiene la sensación de haberlos comprado por pura costumbre. Puede llegar a ocurrir con Perfil que después de recorrerlo uno tenga la sensación de que hay mucho para leer... pero no se tiene el tiempo suficiente. El suplemento Domingo, por ejemplo, trae un resumen de medios nacionales e internacionales con una reproducción de la tapa y unos 600 caracteres de ¡66 publicaciones! La reaparición de Perfil obligó a La Nación, a Clarín y a Página/12 a ofrecer regalos y nuevas tentaciones para los lectores. Es un buen sintoma. En algún momento, la competencia a través de obsequios de cualquier especie en los diarios dejará lugar a la competencia periodística.


Contacto

contacto

Archivo